Artículos

Conoce los Tipos de Plásticos Utilizados en Envases y Empaques para Alimentos y Bebidas

envase y empaqueLos envases rígidos o flexibles almacenan, protegen y están en contacto directo con el producto, en esta ocasión vale la pena mencionar algunos de los plásticos que se emplean para envases que contendrán alimentos o bebidas.

La presencia del plástico como sustituto de materiales como el vidrio, ha venido a revolucionar la industria del envase, por ejemplo: el Polietilén Tereftalato (PET), es utilizado para bebidas carbonatadas gracias a su barrera a gases.

Para el caso de los envases que requieren ser esterilizados o llenados en caliente, el uso de agentes clarificantes logra Polipropilenos más transparentes, con una resistencia térmica de hasta 120ºC

El Polietileno de Baja Densidad (LDPE), es de los plásticos más fáciles de transformar con gran presencia en el mercado del envase, puesto que es un material flexible, con buen brillo y menor opacidad que otros plásticos semicristalinos.

Los empaques de Tetra Pack™ y Tetra Brick™, utilizan al LDPE tanto para proteger la impresión de la capa externa como para evitar el contacto del contenido con otras capas y con ello permitir el sellado del envase en la capa interna.

El Polietileno de Alta Densidad (HDPE), por su parte, tiene un lugar preferente en el mercado del envase para fabricar tapas y taparroscas.

El envase para cárnicos es comúnmente una estructura laminada de Poliamida con Ionómero, que ofrece gran transparencia y barrera a gases. Esta misma laminación presenta grandes ventajas en el empaque de carnes frías, en especial de aquellos jamones fabricados bajo la tecnología de cocinado en el empaque, permitiendo que las operaciones de cocimiento y encogimiento sean simultáneas.

El Etilén Butil Acrilato (EBA) se utiliza en el empaque de productos que estarán en refrigeración, con la ventaja de presentar adhesión con el aluminio. Se emplea con coextrusiones para empaque de ultracongelados.

Por lo que corresponde al Etilén Metil Acrilato (EMA), se caracteriza por ofrecer buena sellabilidad en empaques para alimentos. Además, mantiene sus propiedades a temperaturas bajas, como para el caso de que sea utilizado para contener hielos.

Este plástico resulta ideal sobre todo si se requiere de una tecnología aséptica: quesos, carnes, yogurt, u otros alimentos que irán congelados como verduras, ensaladas o comida preparada.

Si se requiere un envase para helado, el Polipropileno Impacto (PP-I), resulta ideal porque puede ser sometido a temperaturas de refrigeración conservando sus propiedades mecánicas.

Panorama del envase

Son diversas las empresas nacionales e internacionales que en el afán de cumplir con sus compromisos como Empresas Socialmente Responsables, buscan que sus envases plásticos sean totalmente reutilizables, reciclables o aptos para compostaje, y que una u otra forma se acerquen al proceso de la Economía Circular.

Dicha situación representa una oportunidad para la industria del plástico, para crear más y mejores productos con características que se apeguen a dichos requerimiento. En donde la innovación será la punta de lanza para lograr estos esfuerzos.

Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

To Top